El tiempo por Tutiempo.net
El tiempo por Tutiempo.net

Sabían lo que hacían, es blasfema la escultura "Sincretismo": Cardenal

20993047 10155609541353991 8760944450781579552 n

Juan Sandoval Íñiguez denunció que la escultura “Sincretismo” es una blasfemia contra Guadalajara y la Virgen María, además de que “bien sabían lo que hacían” los diseñadores.

JUEVES 12 DE OCTUBRE DE 2017
10:30

El cardenal por Guadalajara, Juan Sandoval Íñiguez, declaró que es una blasfemia en láminas la obra “Sincretismo”, del escultor Ismael Vargas, pagada e instalada por el Ayuntamiento en la administración del alcalde Enrique Alfaro.

"Aquí en Guadalajara se ha cometido un pecado, una blasfemia en unas láminas, ofendiendo lo más sagrado que tenemos los mexicanos por el lado del cielo, a nuestra madre santísima la Virgen de Guadalupe”, fueron las palabras de Juan Sandoval, según publica ahora el medio Mural.

Añadió que "es una blasfemia de quienes la diseñaron, porque bien sabían lo que hacían (...) es blasfemia de los que la pagaron y es blasfemia de los que la defienden, porque tenemos una ofensa permanente en esta ciudad católica que ama a la santísima Virgen María en cualquier de sus advocaciones, en la de Guadalupe, la de Zapopan, la de San Juan".

El simbolismo de “Sincretismo” fue denunciado como satánico por asociaciones y ciudadanos de Guadalajara, y ahora el mismo cardenal Sandoval advierte que la escultura pone una supuesta imagen de la Virgen con serpientes arriba y el dibujo de un macho cabrío, símbolo del satanismo y “sectas tenebrosas, rodeada por todos lados de calaveras, de muerte".

El 26 de agosto pasado marcharon miles en acto de desagravio contra la escultura de Ismael Vargas que está en la calzada Federalismo, cerca de la Capilla del Refugio y del Museo de los Cristeros en esta histórica zona de Guadalajara.

La asociación Pueblo Católico Sencillo denunció que el cardenal Francisco Robles Ortega defiende la escultura y hasta funge como “vocero” de Ismael Vargas.

A diferencia de Francisco Robles Ortega, ahora el cardenal Juan Sandoval Íñiguez replicó lo que denunciaron miles de católicos de Guadalajara que señalan el simbolismo satánico y la intención de blasfemar con la escultura “Sincretismo”.

Comparte este artículo

Artículos relacionados